Testimonio: de socióloga a UX Researcher

La publicación del artículo Cómo convertirte en un UX Researcher si no tienes experiencia tuvo tanta repercusión que luego realizamos un conversatorio en línea que atrajo a más de un centenar de participantes, del cual también salió un artículo: Cómo prepararte para postular al cargo de UX Researcher. Y como seguimos recibiendo feedback sobre este tema, ahora quiero compartir contigo otro material que me parece muy valioso. Se trata de la entrevista que sostuve con la socióloga y UX Researcher Claudia Siesquén, una de las personas que se interesó por el tema cuando realizamos el primer artículo. Aquí te dejo las opiniones y experiencias que más me llamaron la atención de la conversación con Claudia y, si quieres, también puedes ver la entrevista completa en el canal de YouTube de FREED.

Tabla de contenidos

Claudia Siesquén egresó de la universidad en el 2019 y a inicios de la pandemia migró de la academia al mundo del diseño y la innovación. Ha trabajado en proyectos de transformación digital en el Ministerio de Educación del Perú y actualmente es UX Researcher en Telefónica.

También es cofundadora y design researcher en CoolK, una iniciativa socioambiental que busca reducir el desperdicio de alimentos y democratizar el acceso a la conservación de estos para el 50 % de las familias en el Perú que no cuentan con un refrigerador en sus hogares. Este proyecto quedó entre las diez ideas destacadas del challenge "Salud y Subsistencia en el Sur Global" de OpenIDEO.

La conversación con Claudia surgió sobre la idea de que muchas carreras universitarias nos preparan para trabajar en investigación con usuarios (UX Research) y a veces no nos damos ni cuenta, algo que también se planteó en el conversatorio.

Ella me contó que se enamoró de la investigación de la experiencia de usuario porque le permitió trabajar fuera de la academia y realizar proyectos más prácticos, más rápidos y con un impacto más instantáneo en la vida de las personas.

Su ingreso al mundo UX fue “como investigadora, en un proyecto de transformación digital, en el Ministerio de Educación, en mi país (Perú)”, destacó. “Fue un proyecto muy bonito, guiado por temas sobre la educación. Tuve la oportunidad de entrevistar a profesores de diferentes partes del Perú, también hacer pruebas de usabilidad con ellos. Personalmente, eso me cambió totalmente, en la forma de ver las cosas, de ver la investigación y hacerlo desde el Estado a lo privado, a la empresa privada, porque trabajo en una empresa de telecomunicaciones”, relató.

Su referencia: una antropóloga en un banco

Cómo el UX Research se cruzó en su camino profesional, fue casi por casualidad. Su hermano trabajaba en un banco y un día le comentó que ahí tenía un cargo una antropóloga, algo que Claudia encontró muy raro. “Al menos yo, nunca había visto algo así. Cuando me enteré y supe acerca de lo que esa persona hacia allí, me encantó, me pareció muy interesante y tuve la oportunidad de conversar con ella, quien fue muy linda conmigo, muy amable”.

“Me explicó un poco sobre lo que ella hacía, sobre este mundo de la investigación en experiencia de usuarios y fue una experiencia muy bonita”, recordó.

“Fue en ese momento en el que yo conozco el mundo del UX y a partir de ahí dije: ‘Ok, me gusta y quiero entrar allí. ¿Cómo hago?’. Porque yo tengo todo este conocimiento que viene del mundo de la academia, pero cómo traslado todo esto a ese otro mundo”.

Claudia empezó a buscar grupos y colectivos, y así fue como conoció a más mujeres que ya estaban trabajando en el mundo UX en Perú.

Su background y el UX Research

Cuando tomó el primer curso, decidida a rediseñar su camino profesional, se dio cuenta de que ya tenía habilidades y conocimientos para el UX Research.

“Recuerdo que el primer curso que tomé se llamaba Disruptive Design, en una universidad acá en Perú. Fue muy interesante y me abrió bastante los ojos. Justamente recuerdo que me llamaba la atención la forma en la que aplicaban las encuestas, las entrevistas y las metodologías de la investigación, que era un poco diferente en comparación a la forma en la que yo lo había aprendido”.

“En las ciencias sociales era un poco más riguroso y en este mundo sentía que no era tanto así, pero después comprendí el por qué”, indicó Claudia. “En el mundo de las ciencias sociales tenemos que ser muy exactos a la hora de recoger información, porque no hay muchas oportunidades de hacerlo. En cambio, en el mundo del UX Research es más como recoger información, no tan riguroso, pero puedes probar, iterar y luego recoger de nuevo. Entonces, tienes más oportunidades de probar, regresar a tus usuarios, a tus clientes, etc.”.

“También recuerdo que una vez escuché el término ‘Shadowing’. ‘¿Qué es?’ pregunté y me dijeron ‘es observar o seguir a la persona’ y yo decía para mí que ‘es observación participante’”, recordó y luego añadió: “Para mí era un cambio de nombre, porque ya de alguna forma también tenía diferentes formas de recoger la información”.

En este sentido, como socióloga Claudia reflexionó: “Creo que definitivamente las ciencias sociales, para alguien que ha estudiado y cuenta con este background, tiene las herramientas para hacer investigación en este mundo del UX Research. Creo que tienes que ser un poco más abierto, pero a mí me gustó mucho”.

Al consultarle cuáles de las herramientas que le fueron otorgadas en su formación han sido las que más ha utilizado, Claudia comentó: “El pensamiento crítico, creo que el pensar, definitivamente, más allá de lo que esperas o de lo que es normal, de lo que se ve. Eso es algo que te ayuda mucho en las ciencias sociales, el pensar, el ver más allá, el cuestionarte por qué pasan las cosas. No simplemente quedarte con las razones que están en la punta del iceberg, sino que ver todo lo de abajo, esa estructura, porque ahí se dan ciertos problemas sociales. Creo que ese pensamiento crítico, ese ver un poco más allá, me ha ayudado muchísimo a también a hacer investigación de UX”, subrayó.

Las dificultades, las sorpresas y la inserción laboral

También le pregunté a Claudia si había encontrado dificultades en su giro profesional hacia el mundo UX, a lo que respondió: “Sí, primero fue el choque de las ciencias sociales versus el mundo de la innovación, que después se iba mudando. Pero también al encontrar diferentes maneras de recoger la información, yo diría que fue un choque positivo”.

A esto añadió: “Utilizamos herramientas muy tecnológicas para recoger información, eso también me ha sorprendido, como encontrar otras herramientas como Google Analytics. Entonces, a través de eso se puede recoger información, porque es interesante utilizar la tecnología”, puntualizó.

Obviamente, después de la preparación a través de cursos y el descubrimiento de un nuevo campo, como es el de la investigación de experiencia de usuario, la pregunta es cómo nos insertamos laboralmente en este mundo. En su caso, Claudia Siesquén se enamoró del UX Research en la época en que realizaba su práctica como estudiante de sociología, así que le pedí que nos contara su historia para conocer su experiencia como joven recién egresada de la carrera.

“Yo busqué trabajo. El primer trabajo que tuve se acercaba más como al design researcher, en el Ministerio de Educación. A partir de que me uní a una de las reuniones con las demás mujeres en UX, conocí a una persona que también era socióloga y superamable. Con todo el miedo del mundo, recuerdo que terminó la reunión, llegó el momento de compartir y hablar con otras chicas que estaban allí, y dije: ‘También soy socióloga. Recién estoy entrando’. Nos conectamos en LinkedIn y una semana después me habló porque me dijo que necesitaban a alguien un poco más júnior y me preguntó ‘¿Quieres postularte?’ Entonces envíe mi CV al correo, luego me llamaron para una entrevista y así fue. En mi primera etapa, lo busqué, pero también vino”.

Wireframe para una investigación de UX Research

UX Research en pandemia

Después de esta primera experiencia, Claudia comenzó a crear nuevos planes para su carrera, renunció a su trabajo y justo se decretó la cuarentena por la pandemia de la COVID-19, a inicios del 2020. “¿Qué hago? He renunciado a mi trabajo, no tengo mucha experiencia en el mundo digital. Porque no tengo tanta experiencia para aplicar, siempre buscan personas con mucha experiencia o maestría y yo recién había salido de la Universidad en el 2019. Estuve decaída por unas semanas, pensando en qué hacer, luego dije: ‘No puedo quedarme así, tengo que buscar, porque sino nadie va a venir a darme estas oportunidades’”, recordó.

LinkedIn se volvió su red preferida y postulaba a todas las ofertas de trabajo en UX Researcher, recibiendo como respuestas muchas negativas. Pero en el intertanto pudo participar en una hackathon del MIT, una experiencia que resultó muy provechosa para su carrera: “Afortunadamente me fue bien con el grupo que formamos allí, fue una experiencia muy bonita, ganamos en nuestro track de educación. De allí seguimos con el proyecto y a partir de esta experiencia me gustó un poco más. Yo había apoyado en la parte de research”.

En el camino se encontró con otras propuestas en diferentes áreas para apoyar a familias de medianos y escasos recursos que se vieron afectadas por la COVID-19. “Nos fue bien con la idea que postulamos, estuvimos entre los 10 ganadores y todavía la seguimos desarrollando. Es un producto no digital, porque es una conservadora de alimentos. En Perú el 50 % de las familias no tienen acceso a una refrigeradora en casa. Debido a eso también tienen que salir a los mercados, se ven expuestas al contagio, entonces decidimos desarrollar una conservadora de alimentos a bajo costo”.

Fue en ese momento que surgió una nueva oportunidad laboral a través de LinkedIn, para UX Researcher en Perú. “Eso me sorprendió un montón, porque a los que había postulado hasta ese momento en Latinoamérica eran en México, Colombia, Argentina, pero no en Perú. No lo había visto antes, no es muy común. Creo que en Chile es mucho más común que en Perú y este año recién he empezado a ver más puestos de UX Researcher en mi país. Por ello me alegré y me postulé”.

Justamente, esa oportunidad es la que le abrió las puertas al trabajo que hoy tiene como UX Researcher en una empresa de telecomunicaciones. “De lo que yo hago, básicamente estoy en el equipo de Research y apoyo a las diferentes áreas de la empresa, ya sea con entrevistas, encuestas, A/B testing, prototipos web, temas de la app y otros”, comentó.

La innovación es el camino

Para finalizar, considerando su experiencias como profesional de las ciencias sociales que dio un giro a su carrera, le pedí a Claudia que dejara un consejo para la persona que está entrando en este mundo de la investigación en la experiencia del usuario.

“Que siga su camino. Que si quiere, yo estoy segura de que los sociólogos, los antropólogos, en general los críticos sociales, pueden generar un gran impacto en el mundo de la tecnología, más allá de la academia. No porque en la academia no podamos hacer un montón de cosas, porque se hacen muchas cosas de investigación y muy valiosas, pero personalmente pienso que no se traducen mucho en cosas prácticas, que realmente digamos que puedan llegar a los ciudadanos. Creo que, definitivamente, el mundo de la innovación, específicamente en temas de investigación, es un camino muy viable para las personas que hemos estudiado sociología. Que no se rindan, que seguro va a ser un poco complicado el camino desde hacer esta unión o este diálogo entre lo que hemos aprendido antes y el mundo del UX, pero yo creo que se logra perfectamente y, sobre todo, creo que una buena investigación de verdad puede crear un gran impacto en la vida de los usuarios”.

“No solo con la investigación que hacemos podemos ayudar a crear mejores productos o mejores servicios para las personas, tiene también un efecto positivo en sus vidas. Lo que yo pensaba al entrar era: ‘Ok, cómo a través de la investigación voy a crear e impactar en la vida de las personas de manera positiva’. Sí se puede; tienes diferentes lugares, organizaciones internacionales, abrazando nuevas herramientas, nuevos enfoques para actuar, trabajar en diferentes áreas. Tienes el área estatal, el área privada, el área internacional, organizaciones internacionales. De verdad, se pueden hacer investigaciones desde el mundo del UX, sobre todo centradas en las personas, en diferentes ámbitos. Y los sociólogos y sociólogas tienen un montón que aportar allí”.

Quiero agradecer a Claudia Siesquén su buena disposición y la ayuda que nos prestó en el desarrollo de nuestra investigación sobre las oportunidades laborales en el UX Research para quienes aún no tienen experiencia. Y recuerda que puedes ver la entrevista completa en el canal de YouTube de FREED.

¿Qué te ha parecido su historia? ¿Te animas a dar el salto al mundo del UX? 

También te podría interesar

¿Quieres aprender de UX Research? Aquí te dejamos algunas referencias:


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados